Fray Mauro – Una Nueva Visión –

Dios es Amor – Una nueva visión –

La lógica del amor, alma de la Teología Franciscana

with 2 comments

Mi querid@ teólog@, la lógica del niño de Belén y del crucificado definitivamente no es la prolongación de la lógica de la razón, sino de la lógica de Dios que se ofrece para lavarnos los pies, que acoge al débil y al que sufre (al menos amable), que no rehuye al dolor ni la muerte, que nos ha mostrado la fuerza en la debilidad: el primado de la bondad…, la perfecta alegría, según Francisco. Este es el escenario místico-espiritual en el que se construye la reflexión teológica franciscana. A partir de este escenario estamos llamados a dar una respuesta especifica, vivencial, doctrinal y pastoral en la iglesia.

San Francisco respondía originalmente al amor de Dios de la siguiente forma:
Él también se desnuda, como Jesús en Belén y en el Calvario; en pública plaza, delante del Obispo y de tanta gente. Se desapropió de todo, en el cuerpo y en el espíritu, y pasó los 22 años de vida siguientes con el ansia de despojares, de desapropiarse y de servir humildemente, especialmente a los pobre. 

Desapropiarse da el profundo concepto de pobreza franciscana. “Lavar todos los pies sin quedarse con ninguno” Sirve …, regala …. mas deja libre ….”. si no te dicen “gracias” siquiera, te dice Francisco, ésta es perfecta alegría. 

La raíz de la mirada franciscana se constituye en la matriz de la bondad de Dios; la auto donación como alma secreta de todo lo que Dios ha hecho y ha dicho. El pensamiento franciscanotiene su matriz fundante en la vida simple, humilde y pobre, original del pobrecillo de Asís y el movimiento espiritual que él fundó.

El movimiento franciscano provoca a nuevas interpretaciones y expresiones pastorales, sociales y culturales. El reto es mirar y pensar en nuestra realidad desde la humanidad de la encarnación y narrarlo en la Sequela Cristi, prolongando y recreando el abrazo al leproso en la opción por los pobres y el cántico del hermano sol. El franciscanismo, como pensamiento estructurado, es coherente con su opción: la humanidad humilde y pobre de Dios revelada en el Jesús del evangelio que se vive en una vida pobre y desposeída de la soberbia racional.

El proyecto de vida franciscano no está orientado sólo a la actividad, sino, principalmente, a la narración de una espiritualidad que se fundamenta en la humildad y la pobreza, la desapropiación y la entrega sin limites de Dios, en Jesús de Belén, del calvario y de la eucaristía; y que celebra el encuentro con el Dios amante en la pequeñez de una vida menor.

No hay nada mas divino y altísimo que la humildad y la pobreza del pesebre de Belén; lo que debe narrarse en una intensidad de convivencia fraterna: cara a cara, social y universal.

La clave de la lectura del pensamiento franciscano es el “ser como donación”, porque así se ha revelado Dios en Jesucristo.

Written by Fray Mauro

May 18, 2011 at 4:20 pm

2 Responses

Subscribe to comments with RSS.

  1. Gracias Padre por esta meditación. Creo que cuando hay una verdadera conversión ó cuando vamos paso a paso hacia ella, nos vamos desapropiando y despojando de todo , pero a veces no nos es fácil. Cara a Cara y gracia para caminar buscando la humildad, el servicio a los demás.

    Lourdes Chui

    May 19, 2011 at 5:08 am

  2. Gracias Padre por hacerme más consciente de esto: Sirve …, regala …. mas deja libre ….”
    Es tan fácil querer sentirse apreciado y este no es el fin primordial.
    Lo quiero mucho,
    Sonia

    Sonia Ibarra

    May 20, 2011 at 11:24 am


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: